RAVANAL ABRE SUS PUERTAS PARA TODOS

Publicado el 19 marzo 2021

Enfocada históricamente en la venta de vinos en garrafas, esta bodega de Colchagua va subiéndose al carro de los vinos de calidad paso a paso. Para mostrarlo, han restaurado fantásticamente su antigua bodega. Estamos todos invitados a conocerlos.

Visitar la recién restaurada bodega de Viña Ravanal en Colchagua es un imperdible del Valle de Colchagua. Aunque es poco conocida, sin duda, pues no forma parte de la Asociación de Viñas de Colchagua, ni tiene foco en el mercado nacional (por el contrario, tanto como el 99,9% de sus vinos se exportan en un 65% a Asia y 35% a Brasil), bien vale la pena detenerse a conocer en Placilla, su historia y sus vinos.

La visita puede ser incluso gratis (previa inscripción en página web www.ravanal.turismo “tour corto”) si llegan entre las 13:00 a 15:00 horas. Entonces de la mano de sus guías, podrán hacer un un recorrido corto por su bodega de vinificación, como para tentarlos a volver por más una próxima oportunidad  para recorrer toda su cadena de producción e incluso sus antiguos viñedos en un tour degustación que dura aproximadamente unos 45 minutos. Y, si sólo quieren degustar una copa de vino pueden hacerlo.

Bodega restaurada en Viña Ravanal, comuna de Placilla.

El valor de la copa de Gran Reserva hacia abajo es de $3.000 y hacia arriba de $6.000 (recomiendo ir por esta opción por su mayor precio/valor, y si tienen suerte podrán degustar el más top de todos). Entre los cuatro grandes de la casa (ver detalle más abajo) se encontrarán con vinos diseñados para el mercado asiático, de pesadas botellas y mucha madera. Por eso, nuestros favoritos de Ravanal para comprar y beber hoy, son sus blancos 2020 y tintos Reserva a $4.000. Sin dejar pasar el Rosado 2020 ahora más seco y muy aromático; ideal para servir de aperitivo bien heladito.

Atentos porque el tour de 45 minutos estará hasta Semana Santa 2021 a $22.000 para dos personas, e incluye 4 degustaciones de vinos (incluyendo la copa de bienvenida con el Rosé 2020), más la visita a bodega. Este tipo de tour es privado, y es cada una hora desde las 10:00 hasta las 17:00, para un máximo de 15 personas. Pueden reservarlo sin pagar previamente en la página de enoticket, lo que es una gran alternativa ya que nunca se sabe que nos trae el plan Paso a Paso. Si no lo encuentran, visiten https://www.ravanal.cl/turismo/.

Y si no quieren recorrer una bodega más, porque ya han visto muchas, o simplemente quieren disfrutar de un vino junto a un rico aperitivo al aire libre y con vista a los viñedos o en ellos, existe la alternativa del picnic, la cual incluye un precioso bolso tejido, una botella de vino, agua y snacks. Está alternativa de picnic (valor $30.000) incluye una botella de un Reserva, más el picoteo y el bolso de regalo, y pueden llevársela también donde gusten.

Por supuesto que aquí podrán compran los vinos de la casa; con precios de promoción los más exclusivos eso sí, y es que los más económicos ya se habrán dado cuenta son bien económicos.

Un poco de historia sobre Viña Ravanal. La bodega fue fundada por Mario Ravanal, hijo de agricultor de Colchagua. Gracias a la pasión que recibió desde chico por le campo, Mario estudió agronomía en Chile y la especialidad de enología en Montpellier, Francia. Mientras trabaja en el INIA de Cauquenes, en 1965 tras una visita a sus padres, compró el campo su primer campo viñedos ya antiguos; de Cabernet Sauvignon principalmente, además de Malbec, País y Moscatel entre mezclados. Tan viejos, cuentan, que no se sabe la edad precisa. Hoy, con estos viejos viñedos aún en producción, y sumados a replantaciones y un segundo campo ubicado a 6 km de distancia, esta bodega familiar sigue adelante de la mano de los hijos de Don Mario: Carmen Paz, Pía y Sebastián. Este equipo está formado además por el enólogo Héctor Salvidia, quien lleva cinco años en la bodega haciendo importantes cambios, enfocándose en el manejo del campo en busca de su modernización, a través de implementación del riego por goteo, y nuevas plantaciones con material clonal, en busca de mejoras en calidad. Todo para ir dejando poco a poco la producción de vinos más económicos y dulzones, los que tradicionalmente han vendido localmente en el formato de garrafas.

Curiosamente, en esta transformación ha ayudado de manera natural los últimos años de sequía, ya que las raíces de sus viñedos, ahora más lejos de las napas subterráneas, están produciendo menos rendimientos y también como consecuencia, uvas de mayor madurez.

Entre sus vinos más económicos, los que se cosechan a máquina, destacamos los tintos de la línea Reserva a $4.000, vinos livianos y muy frutales, y el Gran Reserva Cabernet Sauvignon a $5.000, también de cuerpo más liviano que pesado, fresco y sabroso a la vez.

Los cuatro grandes vinos de la casa. Cosechados a mano, este  grupo a parte, está formado primero por el potente Limited Selection mezcla de Carmenère, Syrah y Cabernet Sauvignon ($12.000); Ovación 50 años, un Syrah 100% en honor al premio Ruy Barbosa que recibió Don Mario en 2011 por sus 50 años de trayectoria ($15.000) y MR (Mario Ravanal). Esta mezcla de Carmenére 60% y Syrah 40% ($25.000) con 18 meses en barricas de 1 y 2do uso, es un gran tinto de taninos amables, muy largo y profundo en su retrogusto.

Al final de la pirámide está Conmemoración 90 ($35.000), nacido para conmemorar los 90 años de Don Mario. En la cosecha 2016 es mezcla de Malbec y Petit Verdot. También con 18 meses en barricas, 90% francesas nuevas, es sin duda el gran vino de la casa, lleno de frutas negras, con mucha fuerza y tensión; también, cómo no, consecuente con su origen, de cálido final.

Para mayores detalles sobre horarios, precios y condiciones y recibir información sobre la viña y su club, escriban al WhatsApp  +56939518112


Si esta nota de WiP.cl u otras de nuestra autoría te han sido de utilidad e interés, te invitamos a apoyar este proyecto de prensa de vinos independiente, el primero y único de Sudamérica auspiciado por sus lectores, no por bodegas. Porque para seguir siendo independientes y seguir hablando de vinos como sólo nosotros podemos hacerlo, necesitamos de tu apoyo. Puedes aportar con lo que quieras, desde $1.000o suscribirte y recibir la tarjeta de #SuscriptorWiP con la cual tendrás acceso a descuentos en catas y eventos relacionados con el vino por 12 meses, por apenas $19.900 al año (no por mes).Renuevas tu suscripción anual sólo por $16.500.

Tenemos seis ojos detrás de cada nota, de todas maneras si encuentras algún error de información o redacción por favor hacérnoslo saber a contact@wip.cl.


Artículos relacionados:

VIU MANENT CON AIRES DE VENDIMIA

 

Deja un comentario